jueves, 25 de junio de 2015

Amnesia Espiritual


Según el diccionario, la palabra “amnesia” es la pérdida total o parcial de la memoria que impide recordar o identificar experiencias o situaciones pasadas.
Es lamentable, cuando nosotros como cristianos predicamos a otros pero no lo practicamos. Pablo dijo en 1Co. 9:27, “golpeo mi cuerpo, y lo pongo en servidumbre, no sea que habiendo sido heraldo para otros, yo mismo venga a ser eliminado”. Cristo dijo a los intérpretes de la ley: “cargáis a los hombres con cargas que no pueden llevar, pero vosotros ni aun con un dedo las tocáis”.
El peligro para un cristiano que no práctica lo que predica o enseña es “amnesia espiritual” esto significa que decimos una cosa pero olvidamos practicarlo en nuestra propia vida.
Antes de que pienses que estoy juzgando, déjame decirte que yo soy culpable por haber tenido amnesia espiritual, pero no lo quiero tener más. He predicado muchas veces en cómo ser un buen soldado del Señor, pero fui negligente. He predicado sobre cómo ser un buen marido, pero no fui amoroso. He predicado sobre cómo ser fiel en tu tiempo con Dios, pero me ocupé en otras cosas y termine el día sin haber leído la Biblia. He predicado sobre cómo trabajar duro, poner prioridades, no ser codicioso, no enojarse, etc… y falle en todo lo que prediqué como si tuviera amnesia espiritual. No quiero continuar así, por eso anoté unas pautas que me pueden ayudar y a lo mejor también a ti.
1.     Permanecer cerca de Dios
Cuando paso tiempo en oración hablando con Dios, Él me hace recordar de lo que debo o no debo hacer. Cuando paso tiempo en Su Palabra, me habla, corrige e instruye. Pasar tiempo con Dios no es un acto religioso, es algo esencial si deseo caminar como Él quiere que camine y viva. Fácilmente olvido verdades, pero pasando tiempo con Él me pondrá en el camino derecho.
2.     Permanecer en humildad
Si permito que me corrijan cuando no estoy bien, si evito pensar que soy mejor que otros, si pongo a otros primero y les sirvo, esto mostrara que permanezco en humildad. Lo opuesto a la humildad es el orgullo y esto me hará caer. No soy mejor que otros y si recuerdo esto, me daré cuenta que la prédica no solo es para otros sino también para mí.
3.     Recordar quién Soy y de nde vengo
Si olvido de dónde Cristo me sacó (del pecado y la esclavitud del diablo), no tendré el gozo para servirle. Pensar en cómo fui salvado y en cómo soy bendecido cada día me ayudará a no caer en una la “amnesia espiritual

Para Servir,
 Jeffrey Bush

www.evangelismomundial.com

jueves, 18 de junio de 2015

Iglesias Masculinas


Todos lo que servimos en la obra de Dios estamos de acuerdo en la necesidad del ministerio de jóvenes, niños, damas, solteros, ancianos, etc.; pero el ministerio de hombres es de suma importancia. Hay mucha necesidad de que nuestras iglesias estén llenas de hombres.
Al darle importancia a este ministerio probablemente dará la idea de que soy machista, pero no tengo esta intención para nada. Es importante que haya un balance de jóvenes, niños, mujeres, y ancianos, pero es esencial que una iglesia tenga hombres en la congregación para ser una iglesia fuerte.
En los tiempos bíblicos para que una sinagoga (lugar religioso para los judíos) existiese era necesario tener diez cabezas de familias, hombres líderes. Probablemente la razón era por lo económico, ejemplo, político, pero sin duda el tener hombres mostraba que era lugar serio y estable
Todos sabemos que los niños pueden sobrevivir sin tener un padre presente en el tiempo de su niñez, pero es diez veces mejor con la presencia de un padre, así también la iglesia puede “sobrevivir” sin tener muchos hombres como miembros de la iglesia, pero funcionará mucho mejor con miembros hombres en la congregación.
Entendemos (espero que sí), la necesidad de tener hombres en la congregación, por lo tanto te quiero dar unas ideas en como demostrar a la iglesia que los hombres son necesarios e importantes:
1.     Hombres Ujieres
Cuando visitas una casa o negocio, la persona que te saluda o te recibe es la cara de representación dicho lugar, así también cuando un hombre en la iglesia recibe a la gente, entrega boletines, acomoda a la gente, reparte las canastas para las ofrendas y mantiene orden en la reunión, en si es un mensaje de la iglesia que los hombres son necesarios y que guían aquella reunión. No me malinterpretes, sería excelente que las damas ayuden recibiendo a la gente o en otras áreas, pero cuando los hombres están trabajando para mantener orden y tranquilidad en la reunión, muestra estabilidad y seriedad.

2.     Hombres Orando
Nuestra iglesia, cada domingo en la tarde invita a los hombres a pasar al altar para orar (normalmente después de la primera canción). Oramos por los misioneros, nuestras familias, la iglesia, los no salvos, etc.
Si Dios ha puesto al hombre como cabeza del matrimonio y  responsable por su casa, debe ser líder espiritual en la iglesia también.

3.     Hombres Ayudando, Enseñando y Dirigiendo
Una vez más, pienso que es lindo cuando las damas cantan, tocan el piano y ayudan en la iglesia, pero es una iglesia fuerte que tiene hombres líderes que dirigen los ministerios. Debe haber una cantidad de hombres en la iglesia que pueden dirigir la música, orar, predicar, ser ujieres y ayudar en cada área de la iglesia.
Que Dios llene nuestras iglesias con hombres fieles y fuertes.


Para Servir,

 Jeffrey Bush

www.evangelismomundial.com

jueves, 11 de junio de 2015

La Importancia de la Música


Hoy en mi devocional estuve leyendo en el libro de Nehemías y leí esto en el capítulo 12 versículo 46 – “Porque desde el tiempo de David y de Asaf, ya de antiguo, había un director de cantores para los cánticos y alabanzas y acción de gracias a Dios.”
Asaf, según muchos, fue un músico levita durante los tiempos de David y escribió/compuso varios Salmos. Como muchos de los Salmos indican, este versículo también alude que Asaf estaba a cargo de la música y la música era de mucha importancia en ese momento. La música tuvo que ser importante como para poder colocar personas en posiciones de autoridad con su único trabajo en el área de la música. La música de veras es muy importante, o debería ser, porque cambia nuestro ánimo, que a su vez cambia nuestras acciones, que al final determina nuestras vidas. La música es muy poderosa
Hay muchos estilos de música y para ocasiones diferentes, pero la mejor música, y para cada ocasión, es la que este versículo habla: "cantos de alabanza y acción de gracias a Dios". Yo deseo tener una canción para Dios en mi boca, mi mente y mi corazón en todo momento.
Yo personalmente creo que una de las razones por las que David tenía una buena relación con Dios era que estaba constantemente cantando a su Dios, lo cual vino del profundo amor en su corazón por su Dios. Y si es que deseamos tener una buena relación así con Dios, entonces “cantos de alabanza y acción de gracias a Dios” tienen que salir de nuestros corazones.
1.      La música levantará tu espíritu
Santiago 5:13 hace la pregunta: “¿Está alguno alegre? Cante alabanzas”. Pero ¿qué de la persona que no está alegre? Pues, cuando cantas canciones a Dios, levantará tu espíritu.

2.      La música manifiesta la gratitud del corazón
Ya que somos salvos, tenemos un cántico nuevo y una razón para cantar.
Cuando Dios rescató a los Israelitas de la esclavitud de Egipto, cruzaron el mar rojo y tomaron tiempo para cantar (Éxodo 15): “Entonces cantó Moisés y los hijos de Israel este cántico a Jehová”
Nos salvó, es misericordioso, bondadoso y nos bendice cada día, tenemos una razón para cantar y agradecerle.

3.      La música sale como resultado de ser lleno del Espíritu Santo
Efesios 5:18-19 dice “sed llenos del Espíritu, hablando entre vosotros con salmos, con himnos y cánticos espirituales, cantando y alabando al Señor en vuestros corazones;”

Para Servir,

 Jeffrey Bush

www.evangelismomundial.com

jueves, 4 de junio de 2015

Un Hombre Celoso por la Obra de Dios


Cuando llegué al pais de Argentina (enero 2004), mi esposa y yo encontramos un local en el centro de La Plata donde ibamos a comenzar nuestra primera iglesia. Repartimos folletos, colgamos un cartel, anunciamos en el diario e hicimos todo lo posible para tener mucha gente por la inaguración de la iglesia. Sinceramente no sabiamos ni que esperar, pero en la primera semana entró en la iglesia una pareja de 50 años que cambió e impactó mi vida y la de mi familia.
Hugo y Ana Baysee llegaron el primer miércoles de nuestra nueva iglesia y él había dicho a mi pastor (que estuvo visitandonos por la inaguración de la iglesia), “no se preocupe, nosotros  cuidaremos a Jeffrey y Mindy como a nuestros hijos”. Y por los siguientes 8 años, Hugo y Ana nos cuidaron, amaron, ayudaron y animaron durante cada momento de nuestro ministerio en Argentina.
Hace 2 semanas falleció mi querido “tio” Hugo. Era mi papá Argentino, un siervo de Dios, un ejemplo para muchos y verdadermante mi amigo íntimo en la obra de Dios. Quiero compartir unas memorias de lo que este hombre de Dios hizo por mi.  
1.      Después de 6 meses de haber plantado nuestra primera iglesia (El Faro), un hombre joven pentecostal empezó a causar problemas en la iglesia. Yo había hablado con él en más de una ocasión, pero ya que el muchacho seguía causando problemas, decidí hablar con él y resolver este problema de a una vez. De casualidad Hugo Baysee estaba parado en el pasillo, así que le pedí que entrase a la oficina conmigo mientras que yo hablaba con el muchacho (mas que todo sólo quería un testigo porque temia que el joven iba a salir y mentir acerca de lo que yo le hablaba). Hugo accedió a entrar y se sentó a mi lado, y el joven estaba sentado frente a nosotros. Comencé preguntándo al joven cuál era el problema. El joven comenzó con sus acusaciones y después de 2 minutos de la charla Hugo interrumpió y dijo: "Pastor, ¿puedo decir algo"? Porsupuesto dije que si y Hugo comenzó a reprender al joven y le dijo que si  quería una iglesia con otra doctrina debería encontrarlo en otro lugar. La cara de Hugo estaba roja, y francamente yo estaba un poco confuso de lo que estaba sucediendo. Hugo se detuvo, y mirándome dijo: "discúlpeme pastor, estoy muy molesto por esto." Yo comenzé a decir unas palabras más y Hugo interrumpió por segunda vez y de nuevo me preguntó: "¿puedo decir una cosa más"? Hugo nuevamente procedió a reprochar al joven. Al final de todo, terminamos la reunión sin que yo hablase muchas palabras, pero el problema se resolvió. El joven se fue y nunca volvió. Hugo se convirtió en un perro guardián para todo tipo de problemas, protegiendo la obra de Dios con tremendo celo.

2.      Era el 2008 inauguramos el nuevo edificio de una iglesia en un terreno recién comprado. Era un servicio especial con torta, decoración y mucho mas. Alguien trajo una tijera grande para cortar la cinta en la entrada, Hugo y yo íbamos a hacer el corte juntos. Le dije a Hugo que tomara el mango superior de la tijera y que yo tomaría el mango inferior para cortar juntos la cinta. Mi idea no estaba funcionando bien y después de unos segundos Hugo tomó la tijera poniendo sus manos sobre las mías y guió mis manos para hacer el corte. Era como si el Señor me estaba diciendo, "eres un joven con entusiasmo pero ignorante, pero he puesto este hombre mayor en tu vida para ayudarte en el camino". Yo tenía ideas, deseos y sueños pero no siempre tenían exito, pero Hugo era como mi padre Argentino que fue muy paciente con mi ignorancia,  era la voz de la sabiduría en la iglesia y tenía la atención de los hombres. Él me enseñó la cultura y el ministerio aunque nunca estuvo en el ministerio.
En II Samuel 1, después de haber recibido las noticias de que Saúl y Jonatán habían muertos, David lamentaba y mandó que escribiesen algo para que todos sepan y recuerden de la grandeza de Saúl y Jonatán. Tomando la idea de este pasaje bíblico escribo este artículo para decir que un gran hombre de Dios ya no esta más entre nosotros, pero mi ruego es que Dios llene a nuestras iglesias con hombres dedicados como Hugo Baysee. Un hombre de amor, dedicación y celo por Dios y Su obra hará posible que una iglesia normal sea una iglesia excelente. Yo ruego a Dios que Él dé un montón de “Hugos” para nuestras iglesias.

Para Servir,

 Jeffrey Bush
www.evangelismomundial.com